PAQUETE PARA BODAS

PAQUETES PARA NOVIAS

Es un programa de pérdida de peso corporal y reducción de tallas, dirigido principalmente novias o parejas próximas a contraer matrimonio que busquen verse espectaculares del día de su boda.

 

Los participantes podrán perder desde 7 kilos de grasa corporal en tres semanas o hasta 15.5 kilos en un total de seis meses. Los paquetes han sido diseñados para adaptarse a las necesidades de cada pareja o novia en particular.

 

 

El programa consiste en una serie de sesiones con un entrenador personal y un nutriólogo, los cuales en conjunto crearan un plan de entrenamiento y de nutrición que se adapte a tu ritmo de vida. 

PAQUETES


Programa Intensivo

Pierde hasta 7 kilos en tan solo tres meses.

 

"Programa adecuado para novias o parejas que necesitan perder kilos de forma rápida y efectiva".

 

El programa consiste en un total de 12 sesiones de entrenamiento con el entrenador personal Eduardo Tello y 5 consultas de nutrición con el Doc. Israel Padilla.

Programa Light

Pierde hasta 15.5 kilos en tan solo seis meses.

 

"Programa adecuado para novias o parejas que buscan perder peso, pero quieren hacerlo de una forma tranquila en lo que planean su boda".

 

El programa consiste en un total de 18 sesiones de entrenamiento con el entrenador personal Eduardo Tello y 7 consultas de nutrición con el Doc. Israel Padilla.



¡INSCRÍBETE YA!

Atención: Los campos marcados con * son obligatorios.


HISTORIAS DE ÉXITO

Les compartimos un caso de éxito en el que está relacionado su servidor Lalo (entrenador CABAFIQ), su esposa y FNA. Para el cual quiero hacer énfasis en que esto fue un caso real y que el objetivo de compartirlo es para que todo aquel que lea este relato, sepa cómo es que es el proceso de bajar de peso y que todo nos llegó a pasar a Karen y a un servidor.

 

El 14 de enero del 2017 le pedí matrimonio a Karen y con esto empezamos este relato. Después de que ella me dijera que si y de la inmensa felicidad por parte de los dos, comenzamos sin perder tiempo a planear todo respecto a nuestra boda por el civil y por la iglesia, comenzando a ver lo más importante que era apartar el salón y el vestido de novia.

 

Comprar el vestido de novia con el que Karen había soñado toda su vida fue completa una travesía, después de tres días de visitar todas las tiendas de la ciudad de Querétaro y la Ciudad de México pudimos encontrar un vestido como el que ella soñaba, pero desafortunadamente no le quedaba y menos se le veía como ella quería. La verdad es que tanto Karen como yo al ver todo lo que habíamos pasado para conseguir su vestido de novia y que al final este no le quedara como ella deseaba, nos preocupamos un poco; sin embargo, nunca perdimos el optimismo, y enseguida nos propusimos intentar comer más sano e inscribirnos al gym.

 

Ya en febrero, aun continuábamos con nuestro entrenamiento en el gimnasio, para estas fechas Karen ya había logrado perder 2 Kilos, aumentado musculo y disminuyendo grasa. Lamentablemente a inicios de marzo nos dimos cuenta que su progreso se vio estancado, ya que del 9 de febrero al 8 de marzo mantuvo su mismo peso (72.8) lo cual agregó mucho estrés al perder 4 semanas en las cuales no vio ningún tipo de avance.

 

Ya una vez casados por el civil, nos preocupaba que no le quedara el vestido a karen, por lo que continuamos entrenando en el gimnasio, pero pasaron 2 semanas y Karen en la primera bajo 1kg y en la segunda lo volvió a subir, incrementando tensión y tristeza por pensar que no iba a lograr su objetivo. Viendo que los resultados de mi esposa no mejoraban decidimos visitar a mi amigo el Doc. Israel Padilla para que ayudara a Karen a establecer una dieta que le permitiera continuar perdiendo peso de forma saludable.

 

 Así que agendé una cita con Israel para el día 4 de abril y al llegar a consulta le comentamos que nos íbamos a casar el 22 de julio del 2017, que nuestra meta era que ella bajara 10kg, que ya llevaba 2, pero que ya tenía 1 mes en el que ya no pudo avanzar, o sea, faltaban 3 meses y 2 semanas para bajar un poco más de 2kg por mes y poder lograr los 8 kilogramos restantes.

Para la segunda cita del 2 de mayo Karen ya había bajado 4 kg lo cual la motivó de una forma fantástica, pues muchos días antes ella ya había sentido la diferencia en su ropa, pero no quería ilusionarse mucho, dándole el resultado un gran alivio y alegría, pues ya solo restaban 4 kilos y 2 meses para la boda, Israel la felicitó y modificó su dieta para que se ajustara al ritmo acelerado de vida que llevaba en ese momento procurando siempre una buena nutrición.

 

Karen asistió a un total de 5 citas con Israel, durante todo este tiempo ella permaneció entrenando a mi lado tanto en la casa como en el gimnasio, y sobre todo siguiendo su dieta de la mejor forma posible. El día 10 de julio fue su última cita con Israel en la cual nuevamente la felicitó ya que siguió teniendo resultados positivos en su reducción de peso; nuevamente modifico su dieta para que estuviera más relajada y pudiera manejar el estrés de la última semana y el día de la boda. 

 

 

¡Faltando 5 días antes de la boda, Karen se probó su vestido y … cha cha cha chaaaaaannnnnn!!!!… se llevó la gran sorpresa, ya le quedaba como ella quería.

 

Por fin el día de nuestra boda gozamos al máximo sin preocuparnos de si nos veíamos bien, porque definitivamente, tanto a la vista como en los números, claro que nuestro esfuerzo había valido la pena, Karen se veía hermosa en el vestido que ella siempre había soñado.

 

Resumiendo:

 

Desde su primera medición el 16 de enero hasta la última del 20 de julio, Karen tuvo una disminución de 11.225 kilogramos en grasa y un aumento de 1.233 kg en músculo. Teniendo con Israel una disminución de 72.5 kg (4 de abril) a 65 kg (10 de abril), o sea, 7,700 kg de pérdida de peso.

 

 

 

Agradecemos a Israel por el constante apoyo y por poder hacer que lográramos nuestro objetivo.

 

 

Atentamente:

Eduardo Tello

Entrenador Personal